[R-P] MOVIMIENTOS NACIONALES 3 por Fernando Abel Maurente

fernando abel maurente pypsanmiguel en yahoo.com.ar
Mar Jun 28 21:14:00 MDT 2011



MOVIMIENTOS NACIONALES 3, 
por Fernando Abel Maurente




   
HISTORIA  Y PARTIDO OBRERO
Para aquellos que recién se incorporan al taller, quiero señalarles que éste se hace desde el punto de vista del Revisionismo Histórico Socialista que tuvo en Jorge Abelardo Ramos y Jorge Enea Spilimbergo sus figuras más significativas.
Ambos  plantearon  la revisión de la Historia utilizando el materialismo dialéctico para que la clase obrera argentina tuviese una Historia con la ideología de la clase obrera, capaz de confrontar con la Historia elaborada por la oligarquía (liberal mitrista) y el nacionalismo burgués (revisionismo rosista).
Ramos sostiene «que las escuelas históricas en realidad son escuelas de partidos» y recuerda que Mitre consideraba a la Historia «como rama literaria de la política militante». Fíjense qué interesante qué clara que la tenía el jefe histórico, e ideólogo del liberalismo en la Argentina, el falsificador de nuestra Historia.
Todos los intelectuales revolucionarios que conformaron esta corriente ideológico política, la Izquierda Nacional, fueron plenamente conscientes del carácter instrumental de la Historia y así lo explicitan en sus obras. Preparando la clase de hoy redescubro un párrafo en «Revolución y Contrarrevolución en la Argentina» de Abelardo Ramos que dice así: «La historia de nuestro pueblo narrada en este libro –dice Ramos- enseña por qué no queda otro camino que el de un gran movimiento obrero revolucionario estructurado en partido. Cómo lo haremos, esto ya no pertenece a la historia sino a la política, y ella hablará.»(1). Estas líneas me eximen de todo comentario.
 
MOVIMIENTOS NACIONALES, SU ENCRUCIJADA
Quería volver sobre un punto que vimos en el encuentro pasado porque quedó picando en comentarios posteriores que tuvimos luego de la clase: sobre la posibilidad de que una  conducción nacional burguesa trascienda sus límites históricos. Eso significa que avance hacia formas socializantes de construcción de la sociedad, como fue el caso de Cuba, superando los límites de un capitalismo nacional.
El tema (sobre el que vamos a volver más adelante) es si pensamos que el kristinismo puede trascender sus límites del capitalismo nacional keynesiano. Mi punto de vista es que el gobierno nacional está en una encrucijada y la presidenta lo sabe. Profundizar el modelo implica avanzar hacia la re estatización de la economía (ferrocarriles, YPF, teléfonos, etc.). Medidas éstas que solo pueden consolidarse con formas sociales participatorias. Que quiero decir con esto?
 Lo que dicen las editoriales de nuestro periódico, que la clase trabajadora es la garantía de este proceso iniciado el 25 de Mayo de 2003.
El gobierno me recuerda, hasta ahora,  mucho a la movida intelectual de las que se rodearon Carlos III y Carlos IV, el despotismo ilustrado. Ustedes recuerdan, lo vimos en el encuentro pasado. Se habla desde sectores del gobierno de que el Kirchnerismo es una verdadera revolución cultural Y porqué asocio ambas experiencias? ¿El Kirchnerismo con el absolutismo monárquico?. Este movimiento de intelectuales españoles pretendía construir el Tercer Estado sin hacer una Revolución Nacional. Lo paso en limpio: hacer un capitalismo nacional sin eliminar socialmente a las clases sociales que impiden una Argentina capitalista y burguesa. Estoy hablando de la oligarquía terrateniente y todo el sistema que impide el desenvolvimiento de la Argentina productiva, que mal no está recordarlo, volteó dos veces a gobierno peronistas (1955 y 1976) y casi se llevan puesto al Gobierno de Cristina  Fernández en 2008 con la 125.
El desarrollismo y el alfonsinismo me parecen los antecedentes más cercanos a este gobierno. Spilimbergo definía al alfonsinismo como un gobierno “de democracia  sin liberación” y Galasso dijo hace unos años atrás, en una conferencia que  “ o los Movimientos Nacionales avanzaban hacia el socialismo o se empantanaban”(2)
Dicho de una manera metafórica: La próxima estación del Movimiento Nacional, si el tren de la Revolución Nacional avanza,  es el socialismo
Lo interesante de este gobierno, y eso es lo que hace que estemos siempre en primera fila de la lucha junto a él, es que frente a las presiones de los sectores terratenientes y la partidocracia liberal a su servicio, redobló la apuesta y dio la batalla. Pero en ese momento vivía Néstor y con Cristina hacían una conducción compartida del Movimiento Nacional. Una verdadera y armónica división de tareas. Esto lo ampliaremos y debatiremos en los encuentros de final de este taller.
 
 ALGUNAS LINEAS A TENER EN CUENTA. 
El Revisionismo Socialista deja planteadas interpretaciones de la Historia que confrontan con el mitrismo y con el revisionismo. Estas grandes líneas es fundamental que las tengamos en cuenta porque atraviesan la Historia del siglo XIX y nos diferencian de las otras corrientes histórico políticas: liberal oligárquica y la nacionalista burguesa.
1 La estructura  económica y social de la España del Siglo XV, el modo de producción de la península,  se trasladó a los dominios coloniales. No vamos a encontrar en América hispánica, en los virreinatos precisamente, un sistema capitalista y una burguesía como las que nacieron en el resto de Europa en los siglos XVII, XVIII Y XIX.
 2 Las guerras de la independencia no enfrentaron a criollos y españoles como afirma la historia oficial mitrista. En las colonias del nuevo mundo se reprodujo la lucha nacional (que el pueblo español en su conjunto libró contra la invasión napoleónica) y social que enfrentó al liberalismo revolucionario con las clases ligadas a la España negra,  a la España feudal.
3 A partir de la constitución del virreinato y luego con la «argentinización» (léase balcanización) de nuestras fronteras, coexistieron tres economías que produjeron la confrontación y alianzas de clases sociales, expresadas durante el siglo XIX  y sintetizada  en la lucha entre unitarios y federales.
 
3ª La ciudad puerto de Buenos Aires, con su burguesía comercial importadora-exportadora aliada a Gran Bretaña. Una clase social intermediaria no productora, con sus comerciantes y abogados, conocida en Europa como la “pandilla del barranco”, llamada así porque hicieron sus fortunas merced al contrabando. Una comunidad de tenderos, con aires de aristocracia de  mostrador. El contrabando fue la matriz ideológica de nuestra oligarquía hasta nuestros días. Quieren un Estado sin la presencia del Estado.
3b Los estancieros de la Pampa Húmeda, especialmente los de la provincia de Buenos Aires, que usaron el puerto de Buenos Aires para su exportación de cueros y carnes. Enfrentados políticamente en algunos tramos de nuestra Historia con los tenderos capitalinos y en otras aliados a ellos. En ambas situaciones compartieron el puerto y la aduana. Esta clase social tuvo a diferencia de la burguesía comercial modificaciones impuestas por el avance del capitalismo y que me interesa resaltar.
3c Las economías de las  provincias a las que Ramos divide en  mediterráneas y del litoral. Las primeras tenían una producción artesanal pre capitalista y carecían de productos para exportar. Con una burguesía urbana, de sólida formación intelectual, el patriciado. Las provincias del litoral (Santa Fé, Entre Ríos, la banda Oriental) tenían una producción ganadera similar a la de la provincia de Buenos Aires. Eran ganaderos pobres. En el caso de Corrientes, era una provincia litoral pero el carecer de puertos accesibles la convertía en una provincia mediterránea. La situación productiva de las provincias del litoral explica por qué desde estas provincias hubo grandes traidores a la causa federal: Ramirez, Lopez y Urquiza.
4 Ramos señala que las GUERRAS CIVILES en realidad deberían llamarse GUERRAS NACIONALES porque la alianza de Buenos Aires con el imperialismo inglés era tan estrecha que trasciende los marcos de lo estrictamente interno. La burguesía comercial importadora de Buenos Aires había estructurado un verdadero bloque con el imperialismo británico y este tuvo pública presencia en la mayoría de los acontecimientos históricos de nuestra política bicentenaria.
 
LA ERA SALADERIL y LAS MONTONERAS.
El desarrollo del capitalismo llegó a las Pampas y eso no sólo modificó la producción sino las relaciones sociales. Tuvo que ver con el tema de la carne como producto exportable. Del animal se exportaba únicamente el cuero. Y para qué se exportaba el cuero?  El cuero se usaba en las máquinas de la Europa capitalista. Por eso era muy común que el gaucho libre en las Pampas carneaba una vaca y entrega el cuero al dueño del campo.
Cuando a través del sistema del salado de la carne (el tasajo) ésta se convierte en producto exportable. Además del cuero se aprovecha del animal su carne. El tasajo era el alimento fundamental de los esclavos afroamericanos de Brasil y EE.UU. La posibilidad de amplair el horizonte de las exportaciones incorporando la carne, además del cuero, generan profundas modificaciones en las relaciones sociales de producción.
Entre otras cosas,  los estancieros además de capitalistas se transformarán en burgueses porque la exportación de carne salada llevó a los productores a construir pequeñas embarcaciones propias, las llamadas goletas. (Nicolás Rodriguez Peña y Necochea eran dos constructores de barcos)
Otros cambios que produjo el capitalismo es que llevó a los ganaderos a realizar grandes inversiones modificando la antigua estancia colonial en una estancia capitalista preparada para la exportación de carne salada. Una de las grandes inversiones que se hicieron fue la colocación de  los alambrados de los campos. La propiedad privada del medio de producción empezó a sentirse en la inmensidad de las Pampas.
2) El gaucho (hijo de español e indio) que vivía libre dejó de ser libre con la industria saladeril. Fíjense qué importancia tenía la carne (o mejor dicho la economía), que en 1812 la exportación de carne no tenía gravamen y se determinó que un 20% de impuesto para el consumo interno. Podríamos decir que como ocurre ahora con la soja, vino la locura de la exportación de carne y entonces se privilegió el mercado externo por sobre el interno. No sólo eso. Por ley se creó una clase social. En realidad siempre las leyes dan existencia institucional a las clases sociales, reflejan su existencia (la libertad de negros e indios determinó su incorporación del sistema esclavista al capitalista). Lo que quiero señalar que fue una ley compulsiva. En 1815 por ley (vagos y mal entretenidos) el gaucho que no se ligaba a la estancia capitalista (medio de producción) era considerado casi un bandido. O se ligaba a la estancia capitalista o era llevado
 forzosamente durante cinco años  a la línea defensiva de fortines que contenían a los malones que venían de Chile.
3) Es interesante señalar que en la provincia de Buenos Aires, este sistema compulsivo hizo que no hubiera montoneras, porque el gauchaje o estaba en los fortines o estaba en las estancias. Eran verdaderos «ejércitos privados» al servicio del patrón saladeril.
Rosas fue el líder de los estancieros saladeristas. El, mejor que nadie comprendió e intepretó el momento histórico. Ante la situación de guerra civil y anarquía en que vivía el país, consideró que  era fundamental encontrar una  forma de negociar con las provincias mediterráneas y con los ganaderos del litoral. En principio renunció al intervencionismo armado, que era la política que llevaba la burguesía comercial del puerto de Buenos Aires. Luego buscó una manera de proteger la producción de las provincias (Ley de Aduanas) lo que logró un período pax armada. Tuvo la habilidad de negociar por separado con cada uno de los caudillos, de dividirlos y hasta enfrentarlos cuando así lo consideró necesario. A esa estrategia él llamó federalismo. Fue un peronista al revés: primero yo, después los estancieros de la provincia de Buenos Aires y por último el interior.
4 Las MONTONERAS se desarrollaron en las provincias litorales y en las provincias mediterráneas. Se llamaban  Montoneras porque el gauchaje peleaba en montón. Las MONTONERAS vivían de la guerra y el saqueo. Vicente Fidel López consideraba a los caudillos como jefes de bandoleros y por izquierda Juan B.Justo sostenía que las montoneras y la reacción del interior en realidad querían mantener el estancamiento y paralizar el desarrollo del país.
 
LAS INVASIONES INGLESAS
A esta altura se hace necesario recordar algo que decía Rosa Luxemburgo con respecto a la situación del capitalismo del siglo XIX y es que el desarrollo capitalista de Europa no podía darse sin su fusión con las economías atrasadas. Mientras el desarrollo capitalista se dio dentro de los límites nacionales fue progresivo y revolucionario. La necesidad de exportación de mercancías generó una política colonialista. En este contexto es que debemos de entender la política de incursión militar primero y luego diplomática de Gran Bretaña y en alguna medida de Francia. Eso explica la cuestión de las invasiones inglesas a nuestras tierras y la presencia de Francia en el Río de la Plata.
Al parecer los ingleses, verdaderos estrategas y planificadores de la política, ya en 1771 tenían la idea de conquistar las colonias españolas. La Revolución Francesa introdujo cambios en estos planes iniciales. El tema de la independencia hispanoamericana ya venía metida en la cabeza y en el accionar de los criollos. Francisco de Miranda (llamado el precursor) buscó en Gran Bretaña el apoyo para esos fines. El primer Ministro Pitt (que no es Brad), William Pitt, alentó el plan Miranda, aunque sin tomar ninguna acción concreta. Eso fue así , en tanto y en cuanto España se mantuvo aliada a Gran Bretaña. Pero cuando España con Enrique IV-Godoy cambió de camiseta y se alió con Napoleón las cosas cambiaron. Entonces los ingleses recurrieron a plan b o M, promovieron a las logias clandestinas (masónicas) que alentaban los planes mirandianos.
El primer resultado independentista mirandiano se dio en Haití, como contó en algunos de sus maratónicas charlas el comandante Chaves «Fue un negrito como yo, Alexander Petion, el primero que se independizó de España».
Hay que comprender que los británicos dentro de la estrategia en su lucha contra sus competidores productivos, los franceses con Napoleón a la cabeza no descartaban nada que pudiera complicar a sus archienemigos. Imagínense Napoleón era para los ingleses lo que Chavez es a los EE.UU. En esa estrategia, estaba la táctica de promover la independencia y alentar a los revolucionarios independentistas criollos. Esta táctica era la que menos les gustaba a los ingleses. Era altamente peligrosa, en el camino podía haber Rivadavias o Mitres, pero también Morenos y Sanmartines.
En 1804 los ingleses enviaron al Río de la Plata a su James Bond, un irlandés, un tal James Burke, para que hiciera un estudio in situ  y enviara al Foreing Office un detallado cuadro de situación. En 1805, hubo en el Almirantazgo, un brusco cambio de planes. En realidad se adelantaron los planes de invasión. Sir Home Popham presentó un plan donde se consideraba que Montevideo y Buenos Aires eran objetivos militares nada complicados. Pitt tomó la determinación política de llevar adelante la invasión. A mediados de 1805 la fuerza expedicionaria estaba preparada para zarpar de Londres.
Este tal Burke encontró en algunos criollos porteños como Saturnino Rodriguez Peña, Castelli y otros un grupo decidido que alentaba la posibilidad de que los ingleses desembarcaran en el Río de la Plata, siempre y cuando se precipitaran los planes de la independencia del Plata como colonia española. Es interesante señalar que una vez producida la invasión en junio de 1806 este grupo se reunió con Beresford pero éste dijo que no tenía instrucciones en el sentido de avanzar en  la indepencia de los rioplatenses. Esto llevó a que este grupo, luego de esta reunión luchara armas en mano contra los invasores británicos en las calles de Buenos Aires y no participara del besamanos del Cabildo que terminó jurando  fidelidad al  rey Jorge III.
Los ingleses como invasores, respetaron la propiedad privada, la religión católica y autorizaron el comercio con las colonias inglesas.
No vamos, por falta de tiempo, a hablar de las circunstancias fácticas de la invasiones. Sí, creo que es interesante señalar que Inglaterra introdujo dos armas mortales en el Río de la Plata, su flota y más letal aún, su diplomacia. Otro detalle derivado de este hecho es que esta situación obligó a militarizar a la sociedad porteña. Los tenderos se hacen comandantes de tropa y se organiza el vecindario que esperó a los ingleses en su segundo intento militar y le dio una flor de paliza. La presencia británica agilizó los trámites históricos independentistas que derivaron en las jornadas de mayo de 1810.
También es importante señalar que luego de las invasiones inglesas, la diplomacia francesa incursionó fuerte en el Plata. Liniers emerge como el héroe indiscutido de las invasiones. Fue designado virrey interino por Carlos IV.
 
EL VIEJO MUNDO PRECIPITA LA REVOLUCION AMERICANA…EL NUEVO MUNDO PRECIPITA LA EUROPEA…
En la clase pasada hablamos del enfrentamiento entre los dos países vanguardia del capitalismo: Francia e Inglaterra. La flota británica bloquea las costas francesas. Napoleón bloquea las costas Europeas (Noviembre,1806). España se suma al bloqueo. Portugal manejada por la diplomacia inglesa se niega a sumarse al bloqueo. Eso obliga a Napoléon a enviar una fuerza expedicionaria a Portugal al mando del mariscal Junot. Francia pide permiso a España para que su ejército atraviese territorio español ambos países atacaron Portugual. No nos olvidemos que los ejércitos o se transportaban por tierra o agua. Solicitud que fue concedida (tratado de Fointaninebleu). La corona portuguesa se traslada a Rio de Janeiro ayudada por los ingleses al ser invadido su territorio.  (Noviembre, 1807).
Al inteligente Carlos III le sucede Carlos IV que no sólo carecía del talento de su padre sino que carecía de la más mínima luz para gobernar. Su esposa lo hacía a través de un amante Manuel de Godoy. Esta situación lleva a su hijo Fernando a enfrentarse con Carlos y luego de un motín en Aranjuez coercitivamente logra que su padre abdique en su favor y es proclamado rey como Fernando VII. Por supuesto Godoy fue sacado casi a patadas por el nuevo rey y dio con su humanidad en una celda que lo esperaba. Toda esta situación de inestabilidad interna y  lucha palaciega entre padre e hijo, más que en las costas del plata había sido designado como virrey francés (Liniers), hacen alentar en Napoleón la idea de anexar las colonias españolas del otro lado del Atlántico a su imperio.
Esa situación, en principio favorable, decide a Napoleón  intervenir en favor de Carlos IV. Convence a éste que declare nula su abdicación por haberle sido sacada por la violencia. Así que España, insólitamente tenía dos reyes con aspiraciones a la corona. Bonaparte haciendo bonapartismo invita a ambos reyes a una localidad francesa cercana a los Pirineos: Bayona. Allí, luego de una grotesca escena logra que Fernando VII le devuelva la corona a su padre. Carlos IV agradecido no tiene mejor idea que entregar la corona a su amigo Napoleón, con la condición de que España conservara su independencia (5 de Mayo de 1808). Napoleón acepta «las condiciones impuestas» por Carlos IV y corona como rey de España a su hermano José Bonaparte. Antes de que se produjera esta farandulesca situación, el pueblo reasumió su soberanía y entra en rebelión (2 de Mayo 1808) contra el invasor. El movimiento insurreccional se propagó rápidamente en toda la
 península. Los reyes quedaron «resguardados» en Francia.
Hay un detalle histórico que no se puede obviar a esta altura y es que ninguna nación invade a otra si no tiene en la nación invadida colaboradores o sectores sociales que reciben y coinciden en sus intereses de clase con el ejército invasor.  Hubo un sector de la intelectualidad liberal que vio con buenos ojos que los revolucionarios franceses (no nos olvidemos de lo que significaba la revolución triunfante de 1789) se involucraran con una sociedad tan atrasada como la española. Para este sector, los afrancesados era más importante el conjunto de medidas que tomó Napoleón en la península que la resistencia nacional del pueblo a la invasión extranjera. Y qué medidas tomó el nuevo régimen en España?
Suprimió la inquisición, redujo en una tercera parte los conventos y eliminó las aduanas interiores. No fue poco.  
El general Dupont fue derrotado en Bailén (julio de 1808) y el hermano de Napoleón se vio obligado a dejar Madrid con suma rapidez.  En la batalla de Bailén (donde San Martín tuvo una actuación más que destacada) quedó demostrada la vulnerabilidad del ejército napoleónico. Esta situación complica a Napoleón quien se ve obligado  a hacerse cargo personalmente del frente occidental invade la península  con un ejército de 100 mil hombres que arrolló la resistencia española. Antes de partir para España, Napoleón trató de tener resuelto el frente oriental y se dedicó durante dos semanas a agasajar al Zar Alejandro de Rusia. Fue un intento que no se coronó con el éxito pues mientras el corso estaba en España los austriácos lanzaron una ofensiva en el frente oriental y el zar no movió un dedo en ayuda de su «aliado».
Quiero hacer un alto para señalar una institución española a la cual cualquier izquierdista liberal le tiene fobia: el ejército. Aunque se trate del ejercito de salvación.  En el caso de España el Ejercito expresaba a las capas de la burguesía, a las clases medias urbanas, a los profesionales y a los campesinos empobrecidos. Fue el ejercito español donde se expresó con más fuerza el liberalismo revolucionario. Hay una expresión, y más que una expresión un hecho político, que nosotros los menos jóvenes, conocemos mucho, y es el tema de los pronunciamientos militares. Bueno, el pronunciamiento proviene de la historia política española trasladada luego a América.
 
Y POR EL PLATA COMO ANDAMOS?
Qué pasaba en el virreinato del Río de la Plata. Específicamente en Buenos Aires?. Santiago de Liniers, héroe de la lucha contra el invasor inglés había sido designado como virrey interino por Carlos IV. Dificil situación para don Santiago pues el pueblo español se había levantado en armas contra el invasor francés levantando el estandarte de Fernando VII, cautivo en Francia. Los franceses no sólo fueron asediados por una impiadosa guerra de guerrillas. A esa situación se sumaron las dificultades de un terreno más impiadoso aún. El pueblo español profundamente católico transformó esta lucha nacional en una guerra santa contra un invasor hereje.
Napoleón aprovechando que uno de los suyos era virrey en Buenos Aires decide enviar al marqués de Sassenay para que informe sobre los acontecimientos de Bayona (dignos de Lucho Avilés). Mal momento para el marqués. Cuando llega a Buenos Aires, los porteños se disponían a jurar fidelidad al rey Fernando VII. Hábil Liniers, no recibe a Sassenay solo sino que en presencia de los miembros del Cabildo.
Los comerciantes porteños no estaban solos, desde la ingloriosa expedición armada, había muchos «comerciantes» ingleses que intrigaron en contra de Liniers. Estaban urgidos por vender sus mercaderías a raíz del bloqueo francés a las mercaderías británicas en Europa.
Un dato curioso e interesante que quiero resaltar sobre el tema Liniers. El francés recibe el apoyo de Saavedra (tendero-comandante), Martin de Sarratea y Domingo Belgrano todos comerciantes porteños. Junto a ellos, Bernardino Gonzalez Rivadavia que hacía sus primeras armas en la cosa pública.
Enfrentados a Liniers: Alzaga y los comerciantes españoles. Y completaban la delantera del equipo: Moreno, Paso y Castelli.
Liniers clavaba su mirada en el horizonte del río color de León, esperando buenas nuevas de la península. Las noticias llegaron, en julio de 1809, por decreto de la Junta de Sevilla que se había trasladado a unos metros de caerse al mar, Cadiz, reemplazan a Liniers por el teniente General de Marina, Cisneros.
Quien se había enfrentado a Liniers en las jornadas de 1809, Castelli,  daría la orden a los fusileros un año más tarde en Cabeza de Tigre. Fue una pena lo de Liniers, no merecía terminar como terminó. Pero la Revolución es la Revolución.
El Plan de Operaciones, el período moreniano, el unitarismo y el federalismo, los veremos en la próxima.
Bien la seguimos, la otra semana. Gracias a todos

 
 
 
www.fernandomaurente.com.ar
 
 



Más información sobre la lista de distribución Reconquista-Popular